MI VIDA CON POTLACH, DE INMA LUNA

martes, 15 de marzo de 2016

TÍTULO: Mi vida con Potlach
AUTOR: Inma Luna
FECHA DE PUBLICACIÓN: 2013
PÁGINAS: 288
ISBN: 978-84-15700-86-9
PRESENTACIÓN: Tapa blanda con solapas
EDITORIAL: Baile del sol
PRECIO: 15 


Sinopsis:  Tras una grave crisis, Luis decide aplicarse una terapia propia consistente en cuadricular su vida y desvincularse del resto de los seres humanos con el fin de mantenerse a salvo. Pero el destino es incontrolable y tozudo y, a pesar de sus esfuerzos por evitarlo, Luis se ve envuelto en una relación con una adolescente cajera de supermercado que le descubre cómo a veces la felicidad llega por los caminos más insospechados.
Mi vida con Potlach es el diario de un hombre que va cerrando puertas que la vida se empeña en volver a abrir.

Opinión:
Mi vida con Potlach habla sobre la soledad.
Luis, nuestro protagonista, es un hombre algo neurótico cuyos mecanismos de defensa son el aislamiento, la rutina, el orden y la meticulosidad. Aconsejado por el psiquiatra que lo trata en la clínica en la que esta ingresado comienza a escribir un diario personal. Y a partir de ahí nos hará participes de su peculiar existencia.
A través de la mirada de Luis, Inma Luna realiza un irónico retrato de una sociedad marcada por las contradicciones.
Una historia curiosa narrada en primera persona con una prosa sencilla de fácil lectura que tiene pocas descripciones y los diálogos justos para dar agilidad a la novela.
Al tratarse de un diario personal, hay partes de que hacen más lentas en función de como evoluciona la trayectoria vital del protagonista aunque hay determinadas escenas que resultan divertidas.

El título, es súper curioso. Os preguntaréis que quién es Potlach o qué es, pero creo que lo mejor es dejar que lo descubráis vosotros.

Puntuación: 6/10
Gracias a la editorial por el ejemplar

4 comentarios:

  1. No lo conocía, a pesar de que trata temas psicológicos no se si lo disfrutaría. Lo dejo en duda ;)

    Besitos

    ResponderEliminar
  2. No lo conocía, es la primera vez que lo veo. Que tenga un punto de ironía me gusta, pero no me llama del todo.
    Besos

    ResponderEliminar